EL SIONISMO, A DÍA DE HOY SIGUEN CAYENDO BOMBAS SOBRE GAZA


El sionismo es una contradicción en si mismo, como cualquier nacionalismo extremo fija la pertenencia a un trozo de tierra por encima de cualquier consideración a los derechos fundamentales del hombre. Cualquier asentado desde hace generaciones no cuenta, sino encaja dentro del esquema étnico, cultural, religioso o incluso político de los que se creen absolutos dueños de ese trozo de tierra. La historia de la humanidad se ha constituido por migraciones continuas. Un gran estudio genético desarrollado por la universidad Pompeu Fabra de Barcelona refleja que solo en el área de Cataluña existe un 25 % de población con ancestros norte africanos y Sefardies conversos. Por otro lado existe un porcentaje elevadísimo del material genético común con el resto de europeos, tanto individuos Germánicos como Mediterráneos. Encontrándose incluso el sustrato de grupos de Asia central y Menor presente en muchos europeos mediterráneos, tanto de origen Fenicio como de posibles esclavos originarios de esa zona durante el periodo Romano. No es de extrañar que entre oleadas Germánicas y Celtas, millones de esclavos de múltiples procedencias distribuidos por todo el Imperio Romano durante casi medio milenio, dominaciones Árabes y Bereberes en la peninsula y en toda el área mediterránea, tengamos tantos primos lejanos y estemos más cerca de lo que creemos unos de otros. Les vendría bien a los Sionistas saber que posiblemente ellos están mas cerca del Caúcaso que del Rio Jordán.

1 comentario:

Edu dijo...

Interesante reflexióm. En seguida que pueda Johny te digo lo que opino. Saludos.